Elche Piensa presenta públicamente sus propuestas para la revitalización comercial del centro histórico de Elche

La sociedad ilicitana pudo conocer y debatir qué propone este colectivo para reactivar el corazón urbano de la ciudad

IMG_0359

La Plataforma Cívica Elche Piensa presentó ayer tarde en el Aula de Cultura de la Fundación Caja Mediterráneo, en un evento público, su proyecto “Revitalización Comercial del Centro Histórico de Elche”, un estudio que engloba las propuestas que desde este colectivo independiente de acción ciudadana se ofrecen como propuestas para la reactivación de dicha zona de la ciudad. Una presentación que motivó otras propuestas que nacieron de los propios asistentes y que serán valoradas de cara a la presentación definitiva que hará la plataforma el próximo 12 de junio en el mismo lugar.

El acto, que comenzó a las 19.30 horas y al que acudieron miembros del equipo de gobierno del Ayuntamiento y de los distintos grupos políticos municipales, además de representantes de entidades, asociaciones y colectivos locales, fue moderado por el periodista Gaspar Maciá, con presentación del acto a cargo de Juan Antonio Marín, presidente de Elche Piensa, y presentación del proyecto por parte de José Amorós, arquitecto y urbanista ilicitano y miembro de la plataforma.

Amorós expuso, desde un punto de vista técnico y en función del estudio integral del centro histórico (comercio, tráfico, patrimonio, etc.) realizado por la Plataforma, veinte actuaciones que contribuirían a conseguir la necesaria revitalización del actual corazón urbano y que contribuirán a su puesta en valor y la recuperación de su atractivo.

Acciones, estas, que van desde la remodelación urbanística de las entradas a la ciudad –cambiando su actual configuración, que favorece la salida del casco urbano en lugar de ayudar a llegar fácilmente al mismo- hasta la promoción de Elche como Capital Verde Europea para el año 2030, que pasa por conseguir la subsede nacional del Museo de Arte Íbero; lograr ser Ciudad de la Moda en base a la creatividad de sus tejido empresarial; obtener las conexiones ferroviarias que merecemos respecto a las líneas de alta velocidad, evitando así la posible desaparición de nuestros tramos de cercanías; implantar en el centro urbano sedes de los servicios de la Administración que están a las afueras; ajustar los precios de los locales comerciales y el aprovechamiento de las alturas de los edificios, o la habilitación de más parkings de uso público.

También se propone restaurar los baños árabes encontrados frente al Mercado Central como elemento de atractivo permanente; definir y ejecutar la peatonalización de más calles en la zona, como la Corredora; promocionar el potencial de atracción de nuestro patrimonio arquitectónico y cultural; impulsar la celebración de una mayor cantidad de eventos temporales, como el reciente Street Food Market, por ejemplo; ampliar el Centro de Congresos y darle más proyección provincial; conectar el campus de la Universidad Miguel Hernández y el Parque Municipal con la trama urbana (este último a través del Hort del Xocolater, actualmente en manos privadas), y potenciar el museo al aire libre de escultura moderna del Paseo de la Estación.

Asimismo, Elche Piensa plantea rehabilitar y poner en valor del tramo de la muralla de la Vila Murada que da al río, para potenciar que cuando se cruce el río desde el oeste se perciba la sensación de entrar en la ciudad amurallada, en el centro histórico de Elche. En esta línea, otra propuesta es realizar maquetas que representen a modo de altorrelieves cómo era y la evolución de dicha Vila, junto a medidas como adecuar  las laderas del río, redactar una ordenanza municipal que regule y unifique las cubriciones y cerramientos de las terraza, y crear polos de atracción comercial, social y cultural, como el Mercado Central.

Mención especial mereció esta última propuesta, relativa a la necesidad de ejecutar ya un proyecto que devuelva a este edifico y su entorno esa capacidad de dinamizar la actividad comercial que tuvo tiempo atrás, bien sea rehabilitando el inmueble ya existente o construyendo uno nuevo con parking. Para Elche Piensa el objetivo es salvar a la ciudad y recuperar ese foco de atracción que supuso el Mercado Central en su día, de un modo u otro, generando un espacio público útil a su alrededor.

Como conclusión, previamente al turno de ruegos y preguntas, José Amorós reivindicó la necesidad de contar con el apoyo de los organismos competentes para la obtención de las inversiones que nuestra ciudad necesita y que, lejos de recibir, suelen ir destinadas a otros municipios.

Redacción

A %d blogueros les gusta esto: